El ciclo del agua – ACTIVIDADES

El ciclo del agua – ACTIVIDADES

A raíz de la petición de una seguidora de instagram, sobre material para trabajar el ciclo del agua, recordé que hacía tiempo lo había trabajado en el aula de 5 años. Y cuando os digo tiempo, me refiero a hacer aprox. 10 años atrás. Como el material en sí estaba ya un poco pasado, lo he actualizado un poco para poder compartirlo con vosotros.

El ciclo del agua – ¿Qué es?

El ciclo del agua nos cuenta la presencia y el movimiento del agua en la Tierra y sobre ella. El agua de la Tierra esta siempre en movimiento y constantemente cambiando de estado, desde líquido, a gaseoso, a sólido, y viceversa. Sin ella, nuestro planeta sería un lugar inhóspito.

¿Y cómo se lo enseñamos a los peques?

Lo ideal es trabajarlo a modo proyecto y que surja del propio interés de ellos, pero entiendo que muchos trabajáis por UD o por «falsos proyectos» (le llamo falsos proyectos, a los que surgen como ideas de los adultos y se les presenta a los peques, pero se trabaja con la dinámica de un proyecto).

Sea cual sea tu situación y tu metodología, si te interesa el tema sigue leyendo.


El ciclo del agua, es cíclico y por tanto, no se inicia en un lugar específico, pero para explicarlo podemos asumir que comienza en los mares y océanos. El sol calienta el agua en estado líquido de nuestro planeta y la pasa a estado gaseoso evaporándola.

Ese vapor se almacena en la atmósfera formando la humedad y las nubes. Llega un momento en que esas nubes se condensan y cambian de estado gaseoso a líquido y entonces empieza a llover. El agua que estaba condensada en las nubes, empieza a ser liberada mediante la precipitación en forma de lluvia, nieve o granizo (estando en estado sólido en los dos últimos casos).

Y así, vuelve a nuestros mares u océanos, para volver a comenzar el ciclo.

Parece un poco lioso para explicárselo a niños pequeños, verdad? … Y si se lo mostramos y les hacemos partícipes?

Experimento 1: ciclo del agua en bolsas

Es uno de los experimentos más conocidos para poder observar el ciclo del agua. Se trata de dibujar el proceso en una bolsa de cierre hermético, echar un poquito de agua con colorante y pegarla a una ventana donde nos de el sol.

Con ellos observaremos lo que va ocurriendo a lo largo de los días e iremos tomando nota de todo el proceso. Para tomar nota, podemos servirnos de una tabla de doble entrada en la que apuntaremos:

  1. Nivel del agua: con números, según nos indique nuestra bolsa
  2. Evaporación: si la vemos o no y cuándo
  3. Condensación: si la vamos o no y cuándo
  4. Precipitación: si la vemos, cuándo y si podemos hacer que llueva con unos ligeros golpecitos… ¿dónde cae esa agua?

Las preguntas que podemos hacernos son infinitas. Ellos mismo, según su interés y curiosidad te irán guiando en la explicación del proceso.

«Nos creemos maestros cuando, verdaderamente, son ellos quienes nos enseñan»

Experimento 2: ciclo de agua en botella

Otro experimento es observar el ciclo de agua a través de la transpiración de las plantas. Por que no sólo el ciclo del agua se mueve por el agua de los mares y océanos.

Manipulamos el ciclo del agua

La parte manipulativa no puede faltar nunca. En este caso, he creado con elementos naturales y reciclados como piedras, madera y tapones, un ciclo del agua para que ellos de manera libre y autónoma vayan colocando cada pieza en su lugar. También, pueden usar las piedras como soporte para contar historias, nombrarlas, escribirlas con letras de madera, recrearlas, usar las piedras de la lluvia para conceptos matemáticos, etc. Las posibilidades son infinitas.

Recordamos lo aprendido

No soy nada partidaria de utilizar fichas en la etapa de infantil, así que lo que os propongo es que esta «ficha» la plastifiquéis y la dejéis en un rincón en el que podáis recolectar todo el material que vayáis creando o que vayan trayendo sobre el tema.

La ficha plastificada irá acompañada de un rotulador de pizarra (de esos que tienen un borrador) para que cada niño pueda escribir de forma libre el nombre de cada etapa del ciclo y borrarlo cuanto veces quiera o dejárselo a un compañero.

Otras ideas

Para trabajarlo en la asamblea y poder recopilar todo lo que van aprendiendo, podéis crear un Lapbook (tríptico desplegable interactivo)

Aprovechar cada elemento para trabajar los conceptos de manera global. Por ejemplo, podemos aprovechar las palabras claves: evaporación, condensación, precipitación y recolección para observar cuál tiene mayor longuitud, para contar las letras de cada palabra, separarlas por sílabas, etc.

Si te gusta trabajar con tecnologías, puedes crear fichas interactivas con genially o power point y jugar con ellas en la PDI o tablet (si tenéis).

Buscar cuentos relacionados con el ciclo del agua y si no encontráis ¡crear uno!

Pedir siempre la colaboración de los padres, que venga a clase a contarnos qué saben del tema, que busquen y preparen material con los peques en casa, etc.

¿Quieres descargarte el material?

Puedes obtenerlo GRATIS en el apartado de «Tienda» o haciendo CLICK AQUÍ

Deja una respuesta